4 enero, 2018 AuToMon3FD597

Copiloto Samsung una app para “smartwaches” que alerta al conductor si corre el riesgo de quedarse dormido

Aprovechando los sensores que incorporan los relojes inteligentes o “smartwatches” aplicaciones como Copiloto Samsung (entre otras disponibles, gratuitamente) son capaces de detectar y de alertar al conductor en caso de que esté en riesgo de quedarse dormido al volante.

La somnolencia es un estado previo al sueño o al microsueño, por lo que es esencial alertar al conductor en esa fase: una vez dormido el conductor ya está incapacitado para reaccionar o para reaccionar con suficiente antelación, que es el motivo por el que muchos de los accidentes de tráfico relacionados con el sueño tienen consecuencias graves o muy graves.

El funcionamiento de la aplicación Copiloto Samsung es sencillo, pero efectivo. Primero mide variables como el ritmo cardíaco del conductor cuando está en reposo, antes de iniciar la marcha. También mide cuál es la posición voluntaria de las manos en el volante (colocadas correctamente, a las dos y diez o a la tres y cuarto). Una vez en marcha la aplicación hace uso de los datos que proporcionan el medidor de pulso, el acelerómetro y el giroscopio del “smartwatch” para detectar variaciones o desviaciones en las constantes registradas en reposo (si la respiración se vuelve más lenta, por ejemplo, o si se quitan repetidamente las manos del volante), para obtener cualquier pista de la que se pueda interpretar que el conductor se encuentra en un estado de somnolencia. En caso de ser así el reloj inteligente emitirá una alerta sonora y por vibración.

La aplicación también avisa al conductor de cuándo toca parar para descansar. Tanto Fesvial como la DGT sugieren hacer una parada cada dos horas o cada 200 km recorridos, entre otras recomendaciones, para combatir el cansancio. Más específicamente, para combatir la somnolencia, “se recomienda descansar bien antes de emprender un viaje, evitar las horas más peligrosas o los trayectos largos, especialmente de noche; no inclinar demasiado el asiento, ventilar bien el interior del habitáculo, no ingerir comidas copiosas antes de viajar, conversar con otros pasajeros o poner música, ingerir bebidas con cafeína y efectuar cambios de ritmo durante la conducción, siempre respetando las normas de circulación.” Además algunos medicamentos también pueden provocar somnolencia, por lo que habrá que tenerlo en cuenta a la hora de conducir.

Las horas más peligrosas son, según la DGT, a primera hora de la tarde (entre las 14 y las 16 horas) y durante la madrugada (entre las 3 y las 5 de la mañana), un riesgo que se incrementa en especial durante las fechas próximas a la Navidad, que registran tradicionalmente un gran número de desplazamientos en coche debido a las vacaciones y celebraciones.

Fotos | Samsung

Próximamente en Colombia.